Defensor Público General (e) del Ecuador intervino en la Conferencia Birregional sobre el desarrollo del uso de medidas alternativas a la privación de libertad, en Uruguay

Montevideo.- El Defensor Público General (e), Dr. Ángel Torres Machuca, participó en la Conferencia Birregional sobre el desarrollo del uso de medidas alternativas a la privación de libertad,  que se realizó el 19 y 20 de septiembre, con la asistencia de alrededor de 150 representantes de más de 30 países de la Unión Europea, América Latina y el Caribe.

Durante su intervención, en el taller sobre Las medidas alternativas a la prisión preventiva, expuso el trabajo que desarrolla la Defensoría Pública del Ecuador, por medio de la asesoría legal y  patrocinio a las personas privadas de la libertad, con el  fin de que se acojan a los beneficios penitenciaros establecidos en el sistema de justicia del país y de esa manera reducir el hacinamiento en los Centros de Rehabilitación Social (CRS).

Uno de los desafíos para la región es privilegiar el uso de medidas cautelares diferentes a la prisión preventiva, que pondere el derecho a la libertad de la persona, la presunción de inocencia y garantice que la persona se defienda en libertad.

“Desde nuestra perspectiva como Defensor Público de carrera, no solo que estoy a favor de las medidas alternativas a la prisión preventiva, sino que, además, me inclino por la aplicación de una justicia restaurativa en Ecuador y en los demás países de la región, que fortalezca una cultura de paz y otorgue mayor espacio a los medios alternativos para la solución de conflictos”, manifestó.

El Defensor Público General compartió la experiencia del Ecuador al igual que el Presidente de la Corte Suprema de Honduras, Rolando Argueta; la Encargada de estrategia de la Administración general de las Casas de Justicia, Federación Valonia-Bruselas, Bélgica, Anaïs L’hévéder; y, la Ministra y vicepresidenta del Tribunal Superior de Justicia de Brasil, Maria Thereza de Assis Moura.

La cita internacional, organizada por la Unión Europea y sus programas regionales de cooperación COPOLAD II, EL PAcCTO y EUROsociAL+, permitió reflexionar sobre la gestión que realizan los países participantes, en políticas penales, penitenciarias y de reinserción, como medidas alternativas a la privación de libertad.

Latinoamérica enfrenta altos niveles de delincuencia y la tasa media de personas privadas de libertad es superior a 263 por cada 100.000 habitantes. La sobrepoblación penitenciaria preocupa a los gobiernos e instancias judiciales y existe una tendencia creciente a albergar detenidos en prisión preventiva, que supera el 30% de la población carcelaria y llega, en algunos países, a más del 70%.

Tamaño de fuente