JÓVENES, DERECHOS Y RESPONSABILIDADES

La Defensoría Pública ofrece asesoría legal y patrocinio gratuitos, para niños, niñas y adolescentes, bajo un enfoque de justicia restaurativa.

La responsabilidad ante la ley se aplica a partir de los 12 años.

Cuídate y cuida tus actos

  • Toma en cuenta los actos que pueden ser considerados como delitos. Estos son sancionados según las disposiciones del Código de la Niñez y Adolescencia.
  • Si eres acusado de un delito o una falta que merezca sanción, puedes recurrir a la Defensoría Pública.

Derechos de los jóvenes

  • Tienes derecho a la defensa penal gratuita.
  • Tienes derecho a guardar silencio.
  • Tienes derecho a que te traten como inocente mientras no se compruebe lo contrario.
  • Tienes derecho a un trato digno.
  • Tienes derecho a una llamada telefónica para informar a una persona confiable que has sido detenido.
  • Tienes derecho a que tu detención se cumpla en un lugar distinto al de los adultos.
  • Tienes derecho a ser llevado ante un juez.

Defensa en la Ley

El artículo 75 de la Constitución establece que toda persona tiene derecho al acceso gratuito a la justicia y a la tutela efectiva, imparcial y expedita de sus derechos e intereses, y que en ningún caso quedará en indefensión.

Y en su artículo 76, numeral 7, literal a), establece que “nadie podrá ser privado del derecho a la defensa en ninguna etapa o grado del procedimiento; y, en el literal g) del mismo artículo garantiza a toda persona el derecho a ser asistida en los procedimientos judiciales por una abogada o abogado de su elección, o por defensora o defensor público.

Normas de ámbito mundial

La Declaración Universal de los Derechos Humanos reconoce el Derecho a la defensa a todo ser humano.

Artículo 10.- Toda persona tiene derecho, en condiciones de plena igualdad, a ser oída públicamente y con justicia por un tribunal independiente e imparcial, para la determinación de sus derechos y obligaciones o para el examen de cualquier acusación contra ella en materia penal.

Artículo 11.- Toda persona acusada de delito tiene derecho a que se presuma su inocencia mientras no se pruebe su culpabilidad, conforme a la ley y en juicio público en el que se le hayan asegurado todas las garantías necesarias para su defensa

Tamaño de fuente